No ruegues por amor, afecto o...